domingo, 2 de agosto de 2015

ARS aplicado: Parentesco y comercio en Molinos

 Análisis de Redes sociales y actividades económicas en las comunidades de Molinos
Laura Teves – Universidad Nacional de La Plata[1]
Publicado en REDES- Revista hispana para el análisis de redes sociales - Vol. 9,#2, Diciembre 2005 Link al original
Resumen
Una de las características principales de las sociedades andinas es la existencia de complejas redes socio-políticas y económicas, las cuales hasta la actualidad se han estructurado mediante claras reglas de parentesco, tanto ficticio como real. Éstas tomaron la función de poder ordenador de un sistema, el cual y a primera vista, parece no tener límites. En la actualidad, en medio de la fuerte tendencia a la mundialización, las relaciones en estudio se encuentran, por un lado, todavía bajo el régimen de los lazos de parentesco, mientras que por otro lado, se observa el desarrollo de nuevos vínculos económicos y en consecuencia nuevas configuraciones que intervienen en el sistema tradicional. Según nuestra opinión, el análisis de redes sociales (ARS) es una de las metodologías más importantes para describir las relaciones socio-económicas en su actual fase de transformación, al tiempo que nos permiten efectuar un análisis crítico sobre las sociedades andinas. De este modo, no sólo queremos mostrar qué personas están envueltas en estas redes, sino también cómo los efectos provocados por la misma red.
Palabras clave: sociedades andinas; relaciones económicas actuales, análisis de redes sociales, dinámicas locales.
Abstract
The central feature of rural Andean societies is their extensive socio-economic network which is connecting different local units to regional clusters. Until recently it was structured by clearly defined rules of real and fictitious kinship and it played a decisive role in the organization of power on the local and regional level. At first view, the norms seem to define strict limits but contemplated precisely, they reveal inherent flexibilities and potentialities of frontier crossing. Various factors that are forced by the influence of both the world system and the local dynamics, like migration and the import of money based economy, instigated a process of profound alteration. The relationships based on kin and alliance began to shift into sectors controlled by economic parameters which are generated and defined on transnational level. As a consequence, the new configurations began to transform the traditional systems. According to our opinion, the method of Social Network Analysis (SNA) is one of the most important tools to be applied in Social Anthropology for the description of current socio-economic relationships of a given local or regional group. It also is valid to detect tendencies, attitudes and behavior involved in the dynamics of social processes. In this context, we will make a critical review of the transformation processes actually taking place in local societies, in this case Andean groups, which allows registering their most pending problems.
Key wordsAndean societies; current economic relationships, Social Network Analysis, local dynamics.

Introducción
El interés etnográfico por las estrategias de subsistencia de grupos humanos que registran una larga permanencia y continuidad en determinadas regiones del globo es creciente a lo largo de la literatura antropológica. Esto refleja el interés más general en el estudio de modos de vida fundados en una experiencia milenaria de adaptación humana por su valor potencial en relación a la explotación racional y sostenible (Leff, 1993) de recursos en diferentes ecosistemas.
La investigación acerca de la utilización diferencial del medio ambiente -estrategias de delimitación y uso del espacio, complementariedad entre regiones ecológicamente diferentes- (Murra, 1992) y los circuitos de intercambio y comercialización de materias primas y productos, requiere de información de base acerca de actividades de interés económico en esas poblaciones.
En tal sentido, la factibilidad de abordar el estudio etnográfico de actividades (Howard, 1963) que se realizan -parcial o totalmente- en el ámbito doméstico e involucran el uso de recursos naturales y tecnologías de tipo tradicional, fundamenta la propuesta de exploración sistemática -desde una perspectiva microanalítica- de la actividades de subsistencia en la región de los Valles Calchaquíes en la Provincia de Salta, Argentina.
La problemática propuesta en esta investigación se circunscribe al dominio de las actividades domésticas. En ese ámbito es posible acceder a las configuraciones complejas en que saberes y prácticas que integran las actividades cotidianas se articulan y adquieren significación (Lave, 1995). La metodología de trabajo etnográfico posee un valor heurístico -cuya exploración constituye el eje de nuestra investigación- en tanto amplía el universo de los hechos a considerar y por consiguiente conduce a la reformulación de los marcos conceptuales previos -tanto de naturaleza teórica como metateórica.
En el marco de las transformaciones actuales y de las nuevas modalidades que adoptan los procesos productivos a fin de siglo (Arizpe, 1993) se plantea la necesidad de realizar estudios a microescala de las estrategias de subsistencia, de propiciar la valoración y preservación de conocimientos y prácticas. Al mismo tiempo que la consideración del alcance y complejidad de las actividades que se desarrollan en el ámbito de la unidad doméstica nos conduce al reconocimiento de una trama de interacciones que la trascienden (Crivos, 2004). Los vínculos entre actores interpenetran diferentes dominios y niveles de la vida grupal –económico, social, ideológico, político- introduciendo un enfoque diferente del modo de vida de las comunidades en estudio. De este modo, la perspectiva de redes sociales resulta adecuada para la identificación de los actores individuales y caracteriza sus vínculos con otros actores y la visualización de los patrones de organización. La localización particular de los actores en las redes emergentes conlleva razones y ocasiones para la acción y en este sentido informa acerca de las decisiones individuales (Adler Lomnitz, 1994; Borgatti & Pacey, 2004).
Redes sociales y actividades económicas en las comunidades del Departamento de Molinos
Esta investigación se desarrolla en las comunidades emplazadas en el valle calchaquíes –entre los 2800 y 6100 metros sobre el nivel del mar- en el área del Departamento de Molinos provincia de Salta, región del noroeste de Argentina (NOA). La textilería tradicional junto a la cría de ganado ovino, caprino y de camélidos y la agricultura del pimiento, vid, cebolla y forraje con riego por acequias, son actividades que identifican a estos grupos campesinos andinos.
El área de estudio ha sido intensamente estudiada desde la perspectiva histórica y arqueológica. El interés por la investigación de procesos sociales y culturales que afectan a la región se ha volcado en numerosos estudios que remiten a períodos prehistóricos de ocupación territorial por parte de poblaciones indígenas diaguitas -cacanes y calchaquíes-, a las crónicas de los viajeros y a documentación sobre las haciendas españolas durante el período colonial, así como la investigación etnográfica iniciada en el año 1976 (Crivos, 1978; Martínez, María Rosa y Crivos, 1989).
Los grupos de campesinos de la zona de Molinos se caracterizan por formar parte de las familias cuyos apellidos pueden rastrearse en los archivos parroquiales del pueblo, y en los registros civiles y las fuentes documentales que datan del siglo XVIII. Los núcleos familiares están integrados por la pareja, ambos de la misma zona, con varios hijos entre 5 y 6, nietos y tíos o abuelos muy ancianos. Otros grupos familiares están conformados sólo por adultos y sus nietos o niños que les han sido dejados para su crianza. Esto hace que las relaciones entre las familias “molinistas” sean muy estrechas, la gran frecuencia de lazos parentales reales se ven reforzados por las relaciones de parentesco ficticio como el compadrazgo.
La mayoría de la población ha recibido instrucción escolar básica, a excepción de los más ancianos que son analfabetos. Los adultos se perciben como personas que trabajan intensamente, ocupados durante las horas de día y en muchos casos, de la noche, y a lo largo de todo el ciclo anual. Las rutinas de trabajo en el ámbito doméstico y en el servicio a las fincas, son actividades que se reconocen inseparables de la trayectoria de vida y en las que están integradas desde la niñez.
Sus historias de trabajo y familiares muestran el desplazamiento permanentemente entre la zona de los valles calchaquíes y las zonas aledañas al resto de las provincias, así como los frecuentes viajes a la capital salteña.
Periódicamente, los molinistos recorren diferentes unidades domésticas emplazadas en los cerros y el valle, sus constantes visitas motivadas por la actividad textil señalan y refuerzan los vínculos de amistad, parentesco y comerciales. Es posible reconocer así circuitos de la actividad que mantienen relacionadas sus unidades domésticas por largo tiempo e integradas territorialmente aún cuando están en sitios muy distantes.
En un contexto más amplio, sus trayectorias de trabajo los vinculan a la producción agrícola, ganadera y artesanal dentro de las grandes fincas del Valle Calchaquí, en su doble condición de puesteros en el cerro y su mano de obra al servicio de los finqueros. En los últimos 30 años, los cambios en la economía regional y las condiciones de trabajo modificaron sus actividades de subsistencia. Algunos de ellos continúan en los puestos del cerro como arrenderos, otros adquirieron la propiedad de las parcelas que trabajan, mientras que el resto se ha establecido en el pueblo de Molinos y sus alrededores ocupados en la administración y servicios municipales, escolares y hospitalarios.
Desde la década de los 80 y hasta la actualidad, algunas familias se unieron a emprendimientos de tipo productivo para la cría de ganado -vicuñas y otros camélidos de altura, la producción de hilos de fibra y la elaboración de textiles-, ubicándose junto con otros grupos de la región, en el marco de la demanda y la comercialización en los mercados internacionales.
Formulación de hipótesis de trabajo
El enfoque y la información etnográfica presentada precedentemente condujeron a la delimitación y planteo de tres hipótesis que en adelante, guiarán la investigación en el sentido del ARS. Quedan de este modo enunciadas:
1. Las prácticas cotidianas en las unidades domésticas remiten a entornos sociales y espaciales más amplios que pueden delimitarse a través de la red social de un Ego.
2. La toma de decisiones individual es relativa a la racionalidad de los patrones de organización intragrupal.
3. Las prácticas cotidianas manifiestan una persistencia de la complementariedad ecológica entre los microambientes andinos.
El planteo de estos supuestos permite establecer una correspondencia con los objetivos de la investigación, con los datos relacionales utilizados para el análisis y las redes descriptas, así como derivar los resultados de sus propiedades y las consecuencias de estos resultados en las explicaciones de los fenómenos abordados.
Objetivos
Corpus de datos
Descripción red
Resultados
Delimitación de la red social involucrada en las actividades económicas
Relaciones personales de ego
Transacciones para la subsistencia
Correlación de los atributos relacionales en las redes personales
Caracterización del patrón organizativo implicado en las actividades

Relaciones entre expertos
Especialidades y subtareas en la textilería
Composición de los grupos de práctica
Reconstrucción del circuito de producción y comercialización en la región (tradicional y actual)
Relaciones entre localidades y actividades de intercambio
Circulación de recursos, información y trabajo
Topología de la red de transacciones
Tabla 1. Articulación de las diferentes etapas de la investigación y su adecuación con un encuadre relacional.

Datos para un análisis de redes sociales
Inicialmente, tomamos el material de entrevistas semiestructuras realizadas a 15 informantes. Estas personas fueron elegidas por su reconocida y destacada condición de “experto” en la realización de los característicos textiles del valle calchaquí salteño. Este material nos aportó información cualitativa acerca de los actores involucrados y sobre las actividades económicas como una secuencia de operaciones en la cadena productiva. Posteriormente, tomamos el mismo corpus de referencia para mostrar cómo las mismas actividades pueden ser abordadas desde las relaciones entre los actores involucrados.
El tratamiento de los datos discursivos y observacionales resultó, en la primera etapa de la investigación, en la delimitación del dominio de la actividad textil, la definición de categorías para su descripción y ordenamiento del campo conceptual implicado. A partir de las particularidades del relato de cada uno de los informantes elegidos se elaboró un modelo que caracteriza el proceso completo de obtención de productos basado en el dominio conceptual de la actividad (Teves, 2002).
En una segunda instancia de la investigación, identificamos y extraemos del corpus inicial, la información sobre los aspectos relativos a la interacción entre los individuos en el ámbito doméstico y en  diversos espacios significativos para la prosecusión de la actividad. En este momento del desarrollo de la investigación, los “vínculos reales” concentran nuestro especial interés y se abandonan las relaciones cognitivas establecidas entre las categorías de la actividad en el análisis del corpus discursivo ya estudiado. Ahora nos concentraremos en el carácter ontológico relacional de estos datos como una alternativa extraída del mismo corpus e inspirada en las hipótesis provenientes de la perspectiva del ARS.
Los datos relacionales nos permitirán describir las “actividades” como expresión de cada uno de los episodios que acontecen al establecerse una relación de intercambio de recursos o de realización de tareas comunes en lo que ya hemos descripto como dominio de la actividad. Para lograr este propósito introduciremos la noción de red social, de modo que en adelante, intentaremos una caracterización de la actividad textil desde la perspectiva de una serie de actores que mantienen vínculos o lazos en ese contexto socio-cultural de una región de los Valles Calchaquíes. La consideración de los actores y el contenido de las relaciones, expresadas en forma de redes, presentan una clara alternativa metodológica con implicancias en la descripción e interpretación de la actividad.
Contextos
Nodos
Atributos de los nodos
Tipos de relaciones
Red y su visualización
Alcance de la red
Actividades cotidianas en la unidad doméstica

Informante
“experto”
Sexo, edad,
división del trabajo
Lazos parentales y lazos no parentales
Red de ego
Local
Actividades en las Comunidades
Fincas
Mercados
Asociación[2]

Tejedores, troperos, criadores, asociados y otros.

Tipo de especialidad y tareas
Lazos no parentales: de intercambio y laborales
Red total de especialización
Regional
Actividades en zonas ecológicas
Pueblos y parajes
Tipos de ambientes

Relaciones de complementariedad entre zonas
Red geográfica
Trasregional
Tabla 2.Actividades de subsistencia en términos de los datos para el ARS
1. Las relaciones personales en las actividades domésticas
El ego-informante seleccionado en esta instancia de análisis es una mujer de 45 años que vive con su familia en una unidad doméstica del valle, próxima a las orillas del río Calchaquí, en la localidad de Tomuco. La informante menciona 34 personas -hombres, mujeres y niños-, con las que se relaciona a través de varias actividades, entre ellas la textilería, la agricultura, la recolección, la cría de ganado y el trabajo asalariado. La red de las actividades mencionadas generan entre ella y los alters mencionados, intercambios diádicos de bienes y de trabajo que resultan en 52 transacciones.
La residencia de las personas vinculadas remite a sitios distribuidos a lo largo del valle o localizados a diferentes alturas en los cerros. Las personas señaladas son en su mayoría parientes, otras identificadas como vecinos, amigos o sólo conocidos. Las relaciones que se entablan pueden agruparse según varias formas de intercambio económico local: “al partir”, “multiplico”, compra-venta, “dar obra” y “sociedad”.
Cada par de nodos y su correspondiente lazo, cuyo contenido refiere a un objeto, transacción o servicio, encuentra un lugar en la matriz de adyacencia. Los lazos dirigidos que indican la orientación de un vínculo entre Ego y sus Alters, permite seguir la dirección de las interacciones. Pero, en algunos casos se observa la falta de reciprocidad en las interacciones entre el informante y los alters mencionados. En nuestro caso, la situación de corte sincrónico que supone este tipo de investigación pone esta restricción a los datos revelados.
En la tabla 3 se observa la disposición de los datos codificados que han sido utilizados para construir la red personal de un informante y establecer las correlaciones según las variables relacionales de transacciones, parentesco y espacio de las actividades de valor económico.
Informante (I)

I-SCHG[3]

Alter (II)
Tipos de transacciones
Cantidad de transacciones
Parientes[4]
No parientes
Lugares[5]

 


II-AG


Intercambio
Cooperación
Cooperación
3
NP: Amigas


0
Tomuco


1


II-CH

Compra-venta
1
NP: Conocidos
0
Pueblo de Molinos
0

II-SC

Intercambio
“sociedad
2
Pariente (primo)
1
Las Ramadas
Humanao
0

II-S1

Intercambio:
al partir
multiplico
vende al gancho
Cooperación
2
Pariente (prima)



1
Colomé




0
Tabla 3. Ordenamiento de las relaciones económicas, sociales y espaciales de un ego y sus alteri para la construcción de su red personal

2. Los grupos y subgrupos en las redes de actividad
Las relaciones que se entablan entre los actores son tomadas o construidas por la descripción que surge de los propios informantes al referir a los actores que intervienen y desempeñan funciones específicas en la actividad textil. Los vínculos entre los actores quedan señalados mediante líneas que unen los puntos de cada grafo. Pero esas relaciones no son equiparables, es decir, cada miembro de la red conforma un grupo, cuyos miembros se caracterizan por un tipo de atributos y se asocian a través de las distintas tareas que desarrollan.
Observamos que los informantes identifican al menos tres tipos de integrantes en su propia red: (1) los especialistas en la elaboración de las piezas de tejido: tejedores, hilanderas, componedoras, (2) agentes en la compra-venta: Coordinador de la Asociación, empresarios, promotores culturales, funcionarios municipales, finqueros, contratistas que “dan obra” y (3) abastecedores de materia prima: “caravaneros”, “ambulantes”, transportistas, criadores.
Los datos sistematizados y utilizados para comparar las Ego-redes se presentan en la tabla 4 donde se ordenan en base a las tareas específicas que desempeñan los actores y los vínculos en la red de la actividad textil.

Código
Nombre
Código de la actividad
Actividad
1
TG
1
Tejedor

5

AG

1
Hilandera – Tejedora
9
Ach
3
Carpintero
15
Afa
1
Tejedora pulloveres de la APASPNM
16
Aro
1
Modista de la APASPNM
22
Boli
2
Vendedor tintura
26
Cata
2
Intermediario lanas y cueros
29
Yapu
1
Componedora

30

Comprador1-LCCH

2

Comprador de hilo

33
Comprador1-SR
2
Vendedor de lanas
36
Comprador2-SR
2
Trocador de plantas medicinales
38
Comprador3-SR
2
Comprador de lana
40
Criador1-SR
2
Vendedor de lana de llama y oveja
41
Criadores1-JG
2
Productor de lana llama
45
DiFaLo
2
Hilandera – Componedora

47

EG

1
Tejedor
48
Guay
1
Tejedor- Agricultor
52
Finquero-RV
2
Finquera
57
Choco
3
Carpintero
67
GeGó
1
Tejedor
69
GraBa
2
Promotor de eventos culturales
70
GTR
1-3
Tejedora- Criadora de ovejas
78
Ha.Gu
3
Tropero de caravanas
79
Herrero-MF
3
Herrero

81

Ha.LCCH

3

Tinturas industriales

84
JuQui
3
Agricultor- Criador
88
MeBull
2
Organizadora Feria del Sol
94
Meló
2
Coordinador de la AAPSPNM
99
ResponsableMercadoArtesanal
2
Funcionario provincial
103
BertoFa
2
Intendente

109

SR

3
Tropero de caravanas
111
Sr. Fa
3
Criador y productor de lana
115
Sr. Ló
1-3
Criadores- Tejedor
123
Sr. Torteros-SCHG
3
Ceramista (torteros)

134

Sr.darobra1-EG

2
Empleador
137
Sra. Gó
3
Tinturas industriales
147
Sra. Ló
1-3
Criadora. Hilandera
151
Sr2-SR
3
Trocador de mercaderías

156

VL

2
Intermediario
158
Yuyero1-JG
3
Trocador de vegetales para teñir
Tabla 4. Codificación y ordenamiento de los actores y los vínculos en la red de la actividad textil

3. Las relaciones sociales en el espacio
Los 15 informantes entrevistados proveyeron un listado de personas con las que participan juntos en la actividad textil. Mediante las respuestas obtenidas se localizó a estas personas en diferentes puntos geográficamente referenciados en los valles interserranos, zonas próximas a las localidades y parajes en otras provincias limítrofes y en puntos más distantes de la región del NOA.
La lista sin repeticiones alcanza a 175 personas, las que entran en relación con los informantes a partir de las transacciones llevadas a cabo en el marco de la obtención de recursos naturales, la disponibilidad de tecnología, la contratación de mano de obra y la comercialización de productos en el mercado.
La red de relaciones encuentra un correlato geográfico en el territorio delimitado por el Departamento de Molinos y otras localidades de la región. A partir de 38 localidades que remiten a 68 pares de tramos en 3 trayectos que atraviesan de norte a sur y de este a oeste -a lo largo de valles, abras y cerros-, todos los espacios del Departamento de Molinos y se proyectan desde la región hacia las ciudades de Antofagasta y Santa María de la provincia de Catamarca, así como a las provincias de Córdoba y Buenos Aires. Al norte la circulación llega hasta Salta capital y más allá de las fronteras con Bolivia.
La tabla 5 y 6 muestran la disposición de los datos utilizados para establecer y medir el grado de conexión entre las redes personales, la obtención de recursos provenientes de los microambientes ecológicos y la circulación de productos por las rutas a escala de la región.

Código
Lugar
Nombre de la localidad
Materias primas
Tecnología
Textiles
Actividades relacionadas
L1
Tomuco-Molinos


Hilados
Tejidos
Cultivos
Cría de animales
Agricultura
Abono
L2
Molinos-Pueblo

Hilos
Tejidos
Utensilios
Turismo
Provisiones
Comercialización
L3
Santa María-Catamarca

Hilos
Cueros
L5
Tacuil-Molinos

Nogal para teñir
Utensilios
Sogas
Cría de animales
Semillas de maíz
L7
Salta-Capital

Tinturas industriales
Artesanías
Comercialización
L8
Compuel-Salta

Vellón de lana
Hilos de llama y oveja
Plantas Medicinales
L9
Colomé-Salta

Hilados
Cultivos
Cría de animales
L10
Humanao-Molinos

Tejidos
Agricultura
L11
Entre Ríos-Molinos


Hilos
Peines
Tejidos
Agricultura
Cría de Vicuñas en semicautividad
Comercialización
L12
Santa Rosa_Molinos
Tejidos
-

L13
Barranca-Molinos
Lanas
Cría de animales

L14
Hualfin-Molinos
Utensilios
Lanas
Cría de animales
L15
Luracatao-Molinos
Lanas
Hilos
Cría de animales
L23
Buenos Aires-Capital
Tinturas
Telares
Comercialización
L24
Mayuco- Tacuil
Lanas
Cría de animales

L26
La Esquina-Molinos
Tejidos
-

L27
Antofagasta de la Sierra- Catamarca
Lanas
Cría de animales
L29
Cafayate-Salta
Utensilios
Comercialización

L31
Córdoba
Tejidos
Comercialización

L33
Huerta Grande_Salta
Tejidos
Agricultura

L34
Cabrería- Luracatao
Lanas
Cría de animales

L35
Alumbre- Luracatao
Lanas
Cría de animales

L36
Compuel_Salta

Lanas, hilos de llama y oveja
Peleros
Cría de ovejas, llamas cabras
Recolección de plantas medicionales
Tabla 5. Disposición de los datos sobre recursos y lugares en la red de actividades económicas


1.      Alumbre/Luracatao- Entre Ríos
2.      Luracatao- Tomuco
3.      Amaicha- Tacuil
4.      Molinos- Amaicha
5.      Banda Grande – Entre Ríos
6.      Molinos- Banda Grande
7.      Banda Grande – Salta
8.      Molinos- Buenos Aires
9.      Banda Grande- Molinos
10.  Molinos- Córdoba
11.  Barranca/Tacuil- Molinos
12.  Molinos- El Colte
13.  Bolivia- Molinos
14.  Molinos- Huerta Grande
15.  Bolivia- Tomuco
16.  Molinos- Humanao
17.  Brealito- Tomuco
18.  Molinos- Luracatao
19.  Buenos Aires- Entre Ríos
20.  Molinos- Salta
21.  Cabrería- Entre Ríos
22.  Molinos- Santa Rosa
23.  Cachi Adentro-Tomuco
24.  Molinos- Tomuco
25.  Cafayate- Molinos
26.  Patos- Molinos
27.  Cafayate- Tomuco
28.  Patos- Tomuco
29.  Catamarca- Molinos
30.  Salta – Tomuco
31.  Colomé- Molinos
32.  Salta- Entre Ríos
33.  Colomé- Tomuco
34.  Salta- Luracatao
35.  Compuel- Tomuco
36.  Salta- Molinos
37.  El Puente- Banda Grande
38.  Santa María/Catamarca- Entre Ríos
39.  El Puente- El Churcal
40.  Santa Rosa- Entre Ríos
41.  El Puente- Entre Ríos
42.  SantaMaría/Catamarca- Tomuco
43.  El Refugio/Luracatao- Entre Ríos
44.  Seclantás Adentro- Tomuco
45.  Entre Ríos – Molinos
46.  Tacuil- Entre Ríos
47.  Entre Ríos- Buenos Aires
48.  Tacuil- Molinos
49.  Entre Ríos- Cachi
50.  Tacuil- Tomuco
51.  Entre Ríos- Luracatao
52.  Tacuil-Patos
53.  Entre Ríos- Salta
54.  Tomuco- Amaicha
55.  Entre Ríos- Tomuco
56.  Tomuco- Entre Ríos
57.  Hualfín – Tomuco
58.  Tomuco- La Esquina
59.  Hualfin- Molinos
60.  Tomuco- Luracatao
61.  La Puerta/Luracatao – Entre Ríos
62.  Tomuco- Molinos
63.  Luracatao- Entre Ríos
64.  Tomuco- Salta
65.  Luracatao- Molinos
66.  Tomuco- Santa Rosa
67.  Luracatao- Seclantás
68.  Tomuco- Tiopampa
Tabla 6. Listado de pares de localidades referentes a los trayectos en las rutas de circulación de materias primas,
mano de obra y comercialización de textiles
Estrategias analíticas para las redes sociales
La elección de los modelos de ARS se adecua a los objetivos propuestos para este estudio, por esto, hemos optado por establecer tres instancias analíticas acordes a las hipótesis planteadas y que al mismo tiempo proveen un dominio conceptual formalizado y operativo, así como procedimientos para convalidar los supuestos de partida.

Conceptos operativos
Modelos de ARS
Algoritmos en UCINET6
Ego-red, variables, multiplicidad de lazos. Correlación estadística: red observada, red estructura.
Modelo estadístico de Correlación de Matrices
TOOLS > STATISTICS >
MATRIX (QAP) > QAP-CORRELATION
Densidad: tamaño, lazos, pares, componentes, pasos.
Modelos de Densidad
NETWORK >
EGO NETWORKS > DENSITY
Conectividad: caminos, punto de corte, distancia, alcance.
Modelos de Cohesión
NETWORK >
COHESION > DISTANCE NETWORK > COHESION > REACHABILITY
Tabla 7. Selección de los cálculos para la resolución de los problemas planteados
La hipótesis 1, enunciada del siguiente modo,
Las prácticas cotidianas en las unidades domésticas remiten a entornos sociales y espaciales más amplios que pueden delimitarse a través de la red social de un Ego
será testeada a través del análisis de correlación o QAPCorrelation. Este procedimiento estadístico permite comparar redes y expresar el grado de asociación entre ellas. De este modo, una de las redes se constituye en una red observada mientras que la otra es la red modelo o estándar.
Los datos relacionales obtenidos de las entrevistas a un informante permitieron obtener 3 redes personales. Las redes están construidas sobre la base de relaciones de: intercambio, -representando la variable dependiente- y sobre relaciones de parentesco y localización -como variables independientes.
El cálculo en UCINET6 procede a partir de 3 matrices originadas de los pares ordenados seleccionados de acuerdo a las variables. Dos de las matrices –denominadas modelo-  permitirán crear redes que servirán para correlacionar con una sola matriz que tomaremos como la observada. Entonces corre el algoritmo denominado QAP, de Correlación de Matrices o Procedimiento de Asignación Cuadrática. Este mecanismo consiste en el cálculo del índice de Pearson cuyo valor es significativo si es < 0.05 y no hay correlación entre la redes si el valor es mayor.
En nuestro caso, los valores obtenidos como resultados de la correlación indican que entre la matriz observada “transacción” y la matriz “lugar”, la correlación de Pearson es 0.534, es decir, mucho mayor que 0.05: En el caso de la correlación entre la matriz observada “transacción” y la matriz estructura “parentesco” el índice de Pearson es 0.511. Por lo tanto, concluimos que no existe asociación entre la red de transacción de un ego y sus redes parentales y espaciales.
Transacciones totales de un Ego en la muestra de Informantes: circulación de objetos y trabajo en la actividad textil y otras actividades cotidianas
Frecuencia de intercambio en las actividades económicas cotidianas de Ego

Transacciones entre parientes y no parientes de Ego
Transacciones que relacionan personas mediante parámetros de localidad de residencia de Ego y otras localidades de la región
REFERENCIAS
EGO (en verde)
Personas vinculadas sólo por la actividad agrícola, la ganadería y servicios (azul)
Personas vinculadas sólo por la actividad textil (rosado)
Personas vinculadas por la actividad textil, agricultura, recolección y ganadería (amarillo)
Grosor de los lazos: indica mayor frecuencia de interacción.
Relaciones recíprocas entre los Alteri Parientes (azul)
Alteri No parientes  (rosado)
Alteri que viven en la Localidad de EGO (azul)
Alteri en diferentes localidades del Valle (rosado)
Figura I. Visualización de la Egored en base a las variables medidas

La hipótesis 2, enuncia que
La toma de decisiones individual es relativa a la racionalidad de los patrones de organización intragrupal.
Sostendremos este supuesto sobre la base del análisis de densidad o density, el cual introduce una rutina que construye la red de ego para cualquier actor dentro de la red total y computa una colección de medición para la egored. Considera juntos o separados, los datos dirigidos dentro y fuera de las redes y calcula 14 medidas propias de las egoredes.
Con los datos de los 15 casos que conforman la muestra total de informantes y sus mencionados se construyó una matriz de actor x actor, *15 x*157. La matriz contiene las relaciones que establecen los 15 informantes a lo largo de la secuencia de etapas para la actividad textil la cual introduce 157 alteri con 202 relaciones entre ellos. De esta manera se obtiene un digrafo o grafo con vínculos orientados y dicotómicos.
La exploración mediante el cálculo de densidad en egonetworks en UCINET6 nos permite explorar las configuraciones de tales relaciones considerando díadas y triadas, actores y la red total. A partir de allí, es posible elaborar conjeturas acerca de las características de cada configuración y sus modos de articulación con otras. De este modo, calculamos el tamaño de nodos en la red y la cantidad de lazos potenciales y efectivamente posibles, vinculados directamente a ego o no, y a la vez, podemos distinguir las relaciones personales en la red total de las actividades para esa muestra de actores. En cuanto a la medida de densidad, expresa una proporción de las relaciones efectivas dentro de una red personal con respecto a las relaciones posibles en la red total.
Tipos de miembros
Entre grupo de informantes
Entre miembros de la red total
Ego
Alteri
Tamaño
Lazos
Pares
Tamaño
Lazos
Pares
LCCH
31
8
30
56
26
324
650
JG
28
7
32
42
63
1058
3906
ML
20
10
54
90
41
894
1640
SCHG
18
6
20
30
3
6
6
VL
18
5
12
20
55
1324
2970
SR
17
6
22
30
35
528
1190
MF
15
5
14
20
46
1114
2070
RV
13
9
42
72
30
870
870
LZ
10
6
22
30
32
876
992
GTR
9
9
40
72
8
56
56
MCI
6
6
26
30
17
272
272
FV
6
8
40
56
77
2012
5852
AG
4
3
6
6
40
596
1560
MAR
4
0
0
0
9
72
72
ETG
3
0
0
0
9
72
72
Muestra: 15 informates, 202 alteri, 157 alteri sin repeticiones, 30 repetidos.
Tamaño: El número de actores (alteri) a los que ego está directamente conectado.
Lazos: El número total de lazos en la red de ego (no contiene lazos que involucren a ego)
Pares: El número total de pares de alteri en la red de ego ---i.e., lazos potenciales.
Tabla 8. Medidas de densidad para la red de cada Ego

Se observa que el informante FV tiene una red personal de tamaño 6, es decir, menciona seis alteri formando parte de su red personal. FV, es el informante con menor cantidad de relaciones aportadas y reconocidas por él mismo. Pero en el conjunto de los informantes considerados en esta investigación, su red alcanza a 8 personas y un total de 40 vínculos entre esos actores. Cuando se observa el nodo de FV en la muestra completa, su red personal presenta un tamaño de 77 individuos, con 5852 pares de alteri en su propia red. Es decir, que FV es una persona reconocida por la mayoría de los involucrados en la actividad textil.
En cuanto a la propiedad de densidad de las redes personales, la mayoría alcanza entre el 50% y el 100% de lazos esperados sobre los lazos posibles en la red total. Con respecto a los actores, se observa que en la conformación interna de cada ego-red una distribución uniforme de las relaciones entre los especialistas en la elaboración de las piezas de tejido, los agentes en la compra-venta y los abastecedores de recursos naturales. Al mismo tiempo, los vínculos no son redundantes, sino casi exclusivos de la red de cada informante. Es decir, la actividad textil se desarrolla en pequeños grupos con miembros que pertenecen solamente a un grupo y se eligen para conformarlo.
Para el testeo de esta hipótesis 3,
Las prácticas cotidianas manifiestan una persistencia de la complementariedad ecológica entre los microambientes andinos
partiremos del análisis de conectividad o connectedness de una red, es decir, tomaremos un conjunto de nodos y de lazos que conectan pares de nodos, de los cuales se dice que son adyacentes. Un camino en la red es una secuencia de nodos adyancentes, en la que cada uno aparece una sola vez, junto con los lazos definidos por los pares de nodos adyacentes en la secuencia. Una red tiene conectividad k si entre cada par de nodos hay por lo menos k caminos independientes. El concepto de conectividad refleja aspectos importantes de la organización social en cuanto da cuenta de estructuras parecidas a un árbol, donde la supresión de algunos nodos o lazos puede desconectar la estructura de la red. La conectividad es expresión que proporciona una medida de la cohesión social.
En nuestro caso, los nodos que en la red total eran tomados como equivalentes a las personas, aquí los hemos reemplazados por nodos que representan a las localidades y al mismo tiempo a los espacios donde se concentran los recursos. Mientras que las relaciones entre los nodos refieren a las rutas o caminos entre los puntos por donde circulan los productos y mercancías.
Los cálculos en UCINET6 se realizaron tomando como base de datos una matriz de adyacencia (Tabla 9), sobre la que se construye una matriz de distancia o distancia generalizada entre todos los pares de nodos de un grafo. El recorrido o la extensión de un “camino” marca el número de líneas que este contiene. El cálculo mide el tamaño del camino más corto entre dos nodos (Borgatti, 2004 UCINET6). De este modo, para cada par de nodos, el algoritmo encuentra las líneas-edges buscando el camino más corto entre ellos. Se observa en las celdas de la matriz un número que indica el valor de ese camino entre los nodos (Tabla 10). Finalmente, se obtiene el valor de cohesión basado en la distancia, que en nuestro caso, es de 0.313 -en un rango de 0 a 1 y sabiendo que el valor más alto indica mayor cohesividad-.
Sobre la base de la primera matriz de adyacencia, se puede establecer el cálculo de alcance, utilizando el algoritmo reachability en UCINET6. De este modo, se construye una matriz de alcance o dirección que evalúa cada par de nodos y para cada uno, establece el valor de un camino óptimo. Entonces el algoritmo encuentra si existe un camino de cualquier tamaño que los conecte.


Alu
Ama
Ca
ER
LP
Lur
Mol
Pat
Ref
Sal
Sec
Tac
Alu





1






Ama











1
Ca








1



ER
1

1

1
1
1

1
1


LP


1









Lur



1
1





1

Mol












Pat












Ref



1








Sal





1






Sec












Tac







1




Tom

1



1
1





Tabla 9.Matriz Adyacente



Alu
Ama
Ca
ER
LP
Lur
Mol
Pat
Ref
Sal
Sec
Tac
Tom
Alu
0
4
3
2
2
1
3
6
3
3
2
5
3
Ama

0




2
2



1

Ca
3
4
0
2
3
3
3
6
1
3
4
5
3
ER
1
2
1
0
1
1
1
4
1
1
2
3
1
LP
4
5
1
3
0
4
4
7
2
4
5
6
4
Lur
2
3
2
1
1
0
2
5
2
2
1
4
2
Mol






0






Pat







0





Ref
2
3
2
1
2
2
2
5
0
2
3
4
2
Sal
3
4
3
2
2
1
3
6
3
0
2
5
3
Sec







0


0


Tac






1



0

Tom
3
1
3
2
2
1
1
3
3
3
2
2
0
Cuadro de texto: Cantidad de pasos en el camino entre dos localidades, Tomuco (Tom) y Entre Ríos (ER).

Tabla 10. Matriz de Distancias
De este modo resulta que los circuitos en la porción del valle calchaquí en el Departamento de Molinos se pueden diferenciar mediante el recorrido de las siguientes rutas:
1. “La Ruta del Cerro”, trayectos seguidos a través de las huellas por donde los troperos o caravaneros transportan la materia prima y otros objetos de intercambio y venta. Los dos recorridos más habituales son el camino al Luracatao y el camino a Tacuil a Compuel. Extensos trayectos que atravesando los picos de hasta 6000 m.s.n.m. establecen conexión entre 12 localidades a través de cientos de kilómetros. Los puntos más importantes de estos recorridos son identificados en el análisis como aquellos sitios que removidos de la red, logran desconectarla (puntos en azul en la Figura II). Estos lugares coinciden con los espacios que concentran mayor cantidad de recursos naturales.
Figura II. Visualización de la red de caminos o “La Ruta del Cerro” con puntos de corte (cutpoints)
2.  “Ruta del Valle” o la circulación de las productos, recursos y trabajo entre el pueblo de Molinos y otros 13 parajes localizados a lo largo del valle. Coincide con la contratación de mano de obra para la confección de los textiles entre los expertos en la actividad textil.
3.  “La ruta del Mercado”, señalada por los caminos de salida del valle y del cerro hacia 10 de las grandes ciudades de provincia donde se comercializan los productos de todas las localidades. Esta red integra a las demás rutas en un circuito regional cuyo alcance llega a las demás provincias del área del noroeste argentino y con alcance transnacional a localidades de Chile y Bolivia.
Cuadro de texto: Ruta 3




Cuadro de texto: Ruta 2

Cuadro de texto: Ruta 1


Figura III. Visualización de la red total de localidades y rutas de circulación de materias primas, mano de obra y comercialización de textiles.
Conclusiones
En base a los resultados obtenidos podemos arribar a algunas conclusiones, las que serán planteadas de acuerdo a su alcance en el marco de esta investigación.
Con respecto a la primera hipótesis, decimos que las interacciones a propósito del intercambio de un informante-experto en la esfera de subsistencia, muestran que las relaciones sociales observadas en el contexto de las actividades cotidianas y en el ámbito de la unidad doméstica, involucran a las relaciones de parentesco y no parentesco, siendo estas últimas más numerosas y más frecuentes. Y aún cuando tradicionalmente estas comunidades han fundado los vínculos de subsistencia en el parentesco y situado el intercambio en la unidad doméstica, notamos en la ego-red de transacciones, la amplitud y diversidad de lugares o localizaciones que conectan al individuo y su unidad doméstica para tales intercambios.
En cuanto a las consecuencias teórico-metodológicas de esa misma hipótesis, vemos que las nociones de experto y de unidad doméstica deben ser redefinidas como unidades analíticas para el estudio etnográfico de las actividades de subsistencia. Estos resultados conducen inevitablemente a una discusión de la adecuación de las nociones básicas de la etnografía –cultura, grupo étnico- para dar cuenta de estas configuraciones. El alcance de las relaciones trasciende esos mundos autocontenidos y autónomos de los abordajes funcionalistas clásicos, hacia una noción de las redes sociales que desafía tales configuraciones, dando cuenta de las relaciones de valor económico entre esos individuos en las actuales comunidades en estudio.
Desde la perspectiva de transferencia de los resultados sobre el análisis de las redes egocentradas y su incidencia a nivel de las comunidades andinas del NOA, creemos que la identificación del experto coincide con la visualización de personas con capacidad para la organización de emprendimientos de valor económico, creando y sosteniendo relaciones que a priori, no encuentran limitaciones étnicas, territoriales, sociales o institucionales. Las prácticas vinculadas a las actividades domésticas son la clave para la observación y descripción de las interacciones sociales individuales y grupales. A la vez que constituyen contextos privilegiados para el abordaje de los aspectos constitutivos,  motivacionales y normativos de sus relaciones, permitiendo la adecuada aplicación de la información etnográfica a la resolución problemas vinculados al manejo de recursos, la producción y la comercialización.
Con respecto a la segunda hipótesis, concluimos que en el plano empírico, los atributos y los lazos de los actores están dados por las propiedades de la red en el caso de cada actividad considerada. Los vínculos dirigidos en el contexto de la red total destacan a los individuos más relevantes. De este modo, los actores más relevantes no son aquellos que las teorías sociológicas prevén en relación a la conducta esperada de los actores por su carácter de campesinos de la etnia Coya. La combinación de la etnografía y el ARS da la posibilidad de descubrir el alcance y modos de organización que resultan de las interacciones en diferentes contextos.
Por otra parte, los estudios antropológicos que se ocupan del tema de las actividades utilizan modelos centrados en la caracterización de la actividad como secuencia de etapas, sin que la dinámica de las acciones en la toma de decisiones personales está condicionada por una elección de personas especializadas, en un espectro de alternativas y por una combinación de relaciones que son, en su mayoría, ocasionales.
Los resultados de nuestro análisis a partir del referente empírico considerado nos acerca a la verdadera trama de relaciones sociales en las comunidades andinas de Molinos, señalando a los individuos que operan desde las prácticas cotidianas en entornos étnicos-rurales en su complejidad de asociaciones o en la pertenencia a unidades institucionales –unidad doméstica, fincas, Asociación de productores y artesanos- integradas a su modo de vida. También hemos dado cuenta de la variabilidad de las estrategias individuales acordes a este modo de vida, en oposición a la visión de homogeneidad que avala los proyectos gubernamentales o no gubernamentales y ejecuta sus correspondientes planificaciones con el voluntarioso objetivo de promover el “desarrollo sostenible” de estas comunidades.
Por último y en referencia a los aportes derivados de la tercera hipótesis sostenida en esta investigación, decimos que es posible reconocer y destacar tres rutas principales de circulación de recursos. Las actividades se desarrollan a escala local y regional, y la condición para la conexión de la red está dada por la vinculación e integración de nodos que remiten a los típicos ambientes de valle y puna.
De este modo, es claro que el enfoque teórico-metodológico basado en los datos relacionales de las actividades conduce a la necesidad de considerar a los fenómenos más allá de los contextos etnográficos iniciales anclados en la observación a micro-escala del ámbito doméstico. En este sentido, se introduce el carácter topológico propio del análisis de redes sociales en su proyección ontológica espacial.
Finalmente, la red de las actividades de subsistencia funciona sólo cuando las relaciones sociales alcanzan a todos los espacios ecológicos andinos. Es de notar asimismo que a través de estos espacios se articulan al menos tres modalidades de intercambio, que van desde las más tradicionales -documentadas por los estudios etnohistóricos y arqueológicos- como el trueque con las caravanas trashumantes de burros, el servicio en las fincas, junto con la comercialización en los mercados nacionales e internacionales. Mediante la red de rutas que hemos presentado no cabe dudas que los caminos de circulación de las mercancías muestran una relación de complementariedad entre las zonas de altura o puna y las zonas de los fondos de valles, conectando un territorio de cientos de kilómetros cuadrados. Pero no sólo esto es evidente desde la visualización de las redes al superponerse sobre los mapas geológicos y geográfico-políticos, sino que el análisis de ARS indica los puntos centrales de conectividad en las rutas de intercambio, cuya remoción de la red de circulación implicaría la desarticulación de las relaciones entabladas entre los espacios ecológicos de abastecimiento de los recursos naturales, de producción de mercancías y de transacción. De este modo el ARS constituye un instrumento para el diagnóstico del grado de cohesión ecológico-social en el área.
Bibliografía
Arizpe, Lourdes (1993). “La antropología en los noventa”. En: Balance de la Antropología en América Latina y el Caribe. Pp. 11-17. Universidad Nacional Autónoma de México. Instituto de Investigaciones Antropológicas. Centro Regional de Investigaciones Multidisciplinarias, México.
Bernard, H. Russell (1996). Qualitative Data, Quantitative Analysis. CAM, The Cultural Anthropology Methods Journal, Vol. 8 no. 1.
Borgatti, S.P., M.G. Everett, and L.C. Freeman (2002). UCINET 6 for Windows: Software for Social Network Analysis. Harvard: Analytic Technologies.
Borgatti, Steve. NetDraw 1.00. Release 1.0.0.16.
Borgatti, Stephen P. and Pacey C. Foster (2003). The Network Paradigm in Organizational Research: A Review and Typology. Journal of Management 2003 29(6) 991–1013.
Bunge, Mario (1981). Epistemología. Ciencia de la Ciencia Ariel. Barcelona, España.
Bunge, Mario (1981). La investigación científica. Su estrategia y su filosofía. Editorial Ariel. 8.a Edición. Barcelona, España.
Crivos, Marta (1978). "Algunos aspectos de la medicina popular en Molinos (provincia de Salta)". En: Revista Sapiens del Museo Arqueológico Doctor Osvaldo F. A. Menghin, Casa de la Cultura, Municipalidad de Chivilcoy, Chivilcoy, Nº 2, pgs. 15 a 27.
Crivos, Marta (2004). Vida Doméstica y Articulación Social. Actividades y redes emergentes en dos poblaciones del área rural argentina (Valles Calchaquíes, Salta y Valle del Cuña Piru, Misiones). Proyecto Plurianual de Investigación 2005. Consejo de Investigaciones Científicas y Técnicas. Argentina.
Hage, Per and Frank Harare (1991). Exchange in Oceania. A Graph Theoretic Analysis. Clarendon Press Oxford. New York, United State.
Howard, A. (1963). Land, activity systems and decision-making models in Rotuma. Ethnology II (4).
Ingold, Tim (1991). Evolución y vida social. Grijalbo. México.
Lave, Jean (1995). Cognition in Practice. Cambridge University Press.
Lazega, Emmanuel (1997). “Network Analysis and Qualitative Research: a Method of Contextualización.” In Context and Method in Qualitative Research. Edited by Gale Miller and Robert Dingwall. Sage Publications, London, pp. 119-137.
Leff, Enrique (1994). Ecología y capital. Racionalidad ambiental, democracia participativa y desarrollo sustentable. Siglo XXI Editores. México, 1994.
Martínez, María Rosa, Marta Crivos (1989). “El enfoque antropológico: consolidación o ruptura de la dicotomía rural-urbano”. Comunicación presentada al II Congreso Argentino y Latinoamericano de Antropología Rural. Salta, agosto de l989, Salta, Argentina.
Murra, John M. (1992). “El control vertical de un máximo de pisos ecológicos y el modelo en archipielago”. In: Pierre Morlon (ed.), Comprendre l’agriculture paysanne dans les Andes Centrales – Perou-BolivieParis: INRA, pp. 122-136.
Roberts, Fred S. (1993). Graph Theory and Its Applications to Problems of Society. Society for Industrial and applied Mathematics. Philadelphia, Pensylvania, USA.
Schweizer, Thomas y Douglas White (ed). (1998). Kinship, Networks, and Exchange. Cambridge University Press.
Teves, Laura (2002). “Trazas de paisajes en Molinos, un pueblo del Valle Calchaquí, Salta, Argentina”. En: The Power of Oral History: Memory, Healing and Development, compilado por Philippe Denis y James Worthington. Pietermaritzburg, Sudáfrica, International Oral History Association y Universidad de Natal, 2002, 4 vols. Vol. 1, p. 145.
Teves, Laura (2004). “Red de actores que intervienen en al secuencia terapéutica de casos de gripe y susto en una población del Departamento de Molinos, Salta (Argentina)”. Anexo 26. En: Crivos, Marta, 2004. “Contribución al estudio antropológico de la medicina tradicional de los Valles Calchaquíes (Provincia de Salta)”. Tesis de Doctorado. FCNyM. UNLP.
Teves, Laura; Crivos Marta; Lamarche Ana (2005). "Vida Doméstica y Redes Sociales". Actas del Iº Congreso Latinoamericano de Antropología. Universidad Nacional de Rosario, Argentina.


[1] Enviar correspondencia a lteves@fcnym.unlp.edu.ar
[2] Asociación Productores y Artesanos San Pedro Nolazco de los Molinos (APASPNM).
[3] Código que identifica al Ego-informante sobre el que se construye la red.
[4] En la Tabla, indica relaciones entre Ego y un pariente y en la matriz se carga como el valor (1); mientras que NP, indica la relaciones entre Ego y sus conocidos no parientes; y vale (0).
[5] Se indicará con (1) el lugar de residencia del informante y con (0) otros lugares donde se sitúan las relaciones de Ego con sus alteri.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada